La UMSNH rinde homenaje a Melchor Ocampo, Filósofo de la Reforma, en la Preparatoria Melchor Ocampo del municipio de Múgica.

La UMSNH rinde homenaje a Melchor Ocampo, Filósofo de la Reforma, en la Preparatoria Melchor Ocampo del municipio de Múgica.

Nueva Italia, Mich. Enero de 2018.- Melchor Ocampo fue un hombre visionario que supo sembrar la semilla del conocimiento universal, al reabrir -el 17 de enero de1847- el Colegio de San Nicolás, por lo que estamos obligados a honrarlo permanentemente, enfatizó el director de Control Escolar de la Universidad Michoacana, Damián Arévalo Orozco, en la ceremonia en la que la Casa de Hidalgo rindió homenaje al Filósofo de la Reforma en el 204 aniversario de su natalicio.

Reunidos en la Escuela Preparatoria Melchor Ocampo de Nueva Italia, municipio de Múgica, autoridades nicolaitas encabezadas por el rector Medardo Serna González, y con la participación del alcalde Salvador Ruiz Ruiz y del diputado local Raymundo Arreola Ortega, celebraron un año más del nacimiento de quien fuera gobernador de Michoacán y cercano colaborador del presidente Benito Juárez.

Ahí, el orador Damián Arévalo destacó que uno de los obstáculos mayores para la reapertura del Colegio, quien Ocampo denominó Colegio Primitivo y Nacional de San Hidalgo como reconocimiento y homenaje a Vasco de Quiroga, Miguel Hidalgo, Morelos y otros nicolaitas, fue precisamente la falta de recursos económicos, por lo que se tuvieron que buscar alternativas de financiamiento desde el Estado y de aportaciones del propio Melchor Ocampo par el pago de profesores.

Ocampo -abundó- siempre fu un defensor de la idea llevada a la práctica, que sólo a traés de la educación se podía construir el desarrollo del país, por ello proyectó al Colegio como una institución civil formadora de los futuros ciudadanos y en donde se fincaría una nueva forma de gobernar y construcción del nuevo estado-nación.  Con la reapertura del Colegio Primitivo y Nacional de San Nicolás de Hidalgo s logró gran relevancia nacional porque sólo existían cinco instituciones oficiales después de la consolidación de la Independencia de México, constituyéndose Michoacán como el sexto estado que contó con una institución educativa de nivel superior, imponiendo énfasis en la formación de profesionistas con un alto grado de responsabilidad social lo que con orgullo se sigue realizando, pero ahora con el cobijo de la Benemérita y Centenaria Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo y con la visión profunda de su rector.

Arévalo Orozco resaltó que Melchor Ocampo nunca abandonó al Colegio de San Nicolás, a grado tal que ahí reposa su corazón por decisión testamentaria. Sostienen estudiosos que en vida no sólo vio por el buen funcionamiento del Colegio sino que además procuraba de su tempo para participar en las mesas sinodales de las cátedras de matemáticas e idioma francés en los actos públicos que se presenciaron en 1847.  Mencionó que para Ocampo los problemas políticos, económicos y sociales que se vivían en la República no fueron obstáculo para abrir carreras profesionales en el Colegio de San Nicolás y hacer frente a las necesidades del Estado. Lo que efectivamente sucedió el 16 de julio de 1852, desarrollándose en su segundo mandato como gobernador de Michoacán, al aprobarse mediante decreto las careras de Agricultura e Ingenieros Civiles.

Consciente de las necesidades en el proceso enseñanza-aprendizaje que sufrían los alumnos y catedráticos tras la apertura del Colegio, Ocampo dejó plasmado en su testamento la donación de su biblioteca al recinto, el cual fue reconocido como uno de los más sobresalientes e influyentes en México a finales del siglo XIX.  Los problemas estructurales de la Universidad Michoacana los debemos resolver en unidad y con trabajo, haciendo lo mejor que sabemos: dar lo mejor de nosotros para que algún día en el futuro otros nicolaitas reconozcan a los héroes que nos dieron patria, nos legaron instituciones y valores perennes y de nosotros se diga que afrontamos con responsabilidad de una mejor forma esta adversidad.

La comunidad nicolaita, concluyó el orador, siempre se ha caracterizado por su gratitud y con Ocampo no será la excepción. Hoy a la distancia decimos ¡gracias! Por la reapertura del Colegio de San Nicolás como un centro de educación laica, pilar indiscutible de nuestra Aula Mater, cuna de ideas liberales y templo el saber.    En presencia de alumnos y académicos tanto de la institución anfitriona como de la Escuela Preparatoria Educación y Patria, de Parácuaro; la Escuela Preparatoria Jesús Romero Flores, de Churumuco; la Escuela de Enfermería de Apatzingán, todas éstas incorporadas a la Universidad Michoacana, así como del Nodo de Educación a Distancia de Múgica, el rector de la Casa de Hidalgo, Medardo Serna González, resaltó que Melchor Ocampo tuvo la visión de reabrir, en medio de una guerra con un sentido imperialista, el Colegio de San Nicolás, convencido de que debía sembrarse la semilla de la educación superior.

Empero, subrayó, en la época de Ocampo se vivieron episodios de egoísmos, división y fricción que propiciaron una falta de identidad en 1847, debido a la falta de educación, lo que condujo a perder la mitad de nuestro territorio por lo que no debemos repetir los errores del pasado.  Actuemos de manera conjunta par que en todos los ámbitos de nuestra acción como ciudadanos sigamos adelante con ejemplos que nos inspiran como el de Ocampo que nos llenan de orgullo, añadió.

Serna González dijo que el corazón de Ocampo ubicado en el Colegio de San Nicolás, nos debe inspirar en la realización de los cambios que debemos hacer en la Universidad Michoacana, rindiendo tributo con nuestros hechos y con nuestra entrega y compromiso.  Al mismo tiempo agradeció el interés del Congreso del Estado de ser intermediario en la consolidación del diálogo y de las mesas de trabajo con todos los responsables e involucrados en la búsqueda de soluciones para la Universidad Michoacana.

En su oportunidad, el presidente municipal, Salvador Ruiz mencionó la importancia que para esta demarcación significa contra con un Nodo de Educación a Distancia -cuya obra civil quedará concluida en las próximas seis semanas- de la Universidad Michoacana para beneficio no únicamente de los jóvenes sino de la población en general.  Estuvieron presentes en la ceremonia el director de la Preparatoria Melchor Ocampo, Humberto Hugo Díaz Vega; el secretario del Ayuntamiento Gabriel Andrés Servín; la regidora de Educación, Magdalena Rojas Núñez; lo mismo que titulares de dependencia administrativas de la UMSNH y directores de Escuelas, Facultades e Institutos de Investigación. La Banda de Guerra “Zorros” tuvo una destacada participación en la ceremonia con la que los nicolaitas rindieron homenaje a don Melchor Ocampo. Con información de la UCS

 

Prev Alcalde Gustavo García Bello y su esposa Maricruz Galeana Leyva contribuyen al éxito del Kilómetro del Juguete
Next ¡VIERNES DE JURISPRUDENCIA CONSTITUCIONAL Y ADMINISTRATIVA!